Salta | | Estado del Tiempo
| Usuarios Acceso a Usuarios
| RSS Suscripción a RSS

Renunció epidemiólogo jujeño: “El Gobierno de Morales oculta información sobre el Covid-19”

En medio de los elogios de Alberto Fernández al gobernador radical, en Jujuy renuncian profesionales y algunos son echados por cuestionar una política que nada tiene que ver con la defensa de la salud y la vida.

14 de agosto

En el contexto del anuncio sobre la fabricación de una vacuna que podría combatir el Covid-19, el presidente Alberto Fernández defendió, elogió y reivindicó en pocas palabras lo hecho por el gobernador Gerardo Morales en Jujuy alrededor de la pandemia.

“Les diría a los opositores que hablen con un opositor como el gobernador de Jujuy y que le pregunten a él qué le ha pasado. Y miren que el gobernador puso mucho esfuerzo para que no pase esto, puso mucho esfuerzo. Pero no todo depende del esfuerzo que cada uno de nosotros podamos hacer”, dijo el mandatario al comentar la crisis sanitaria que atraviesa la provincia del norte argentino.

Sin embargo cada ejemplo de cómo se está desarrollando la pandemia en Jujuy muestra que la política, las medidas y las acciones que adoptó en todo este tiempo el gobernador radical no solo son insuficientes para combatir al coronavirus sino que son rayanas con el abandono de personas y el crimen social.

Un caso reciente, del que se habló muy poco, es más que elocuente. Sergio Barrera Ruiz es vicepresidente del Consejo de Médicos de Jujuy y hasta hace algunas semanas era referente epidemiológico del Comité de Emergencia de Palpalá. Pero hace un mes decidió renunciar tras considerar que el Gobierno de Gerardo Morales, directamente, le impedía hacer su trabajo a él y a sus colegas.

En estos días fueron contadas las entrevistas realizadas al epidemiólogo para que cuente su verdad. Sin embargo, cada vez que se lo consultó no dudó en ponerle nombre y apellido a sus duras acusaciones.

Barrera Ruiz afirma que fue el propio Morales quien “admitió públicamente que el sistema de salud de la provincia está colapsado, y no se ha equivocado”. Lo graficó al hablar, por ejemplo, de la tasa de de duplicación de casos. Según los datos oficiales, el 22 de julio en la provincia se habían registrado 1.117 casos de Covid-19 y 17 días después, el 8 de agosto, la cifra había ascendido a 3.410 casos, es decir que en ese lapso de tiempo hubo una triplicación de casos. “Eso, en cualquier sistema de salud, significa colapso”, afirmó.

“Se está testeando muy poco y el índice de positividad es muy alto en la provincia. Por ejemplo sobre 345 muestras hubo 155 positivos, dando un índice del 45 %, eso es inaceptable”, dijo el epidemiólogo en referencia a uno de los partes de los últimos días.

Barrera Ruiz trabaja en el área de epidemiología provincial desde hace 25 años y hoy es muy crítico de las formas en las que el gobierno de Gerardo Morales se viene manejando alrededor de la pandemia. “Sería difícil de analizar sintéticamente porque es multifactorial, pero toda la gente recuerda un viaje que hizo el Gobernador para controlar si había fronteras seguras, algo que se podría haber hecho con uno o dos funcionarios. Pero se movilizó él junto a doce funcionarios y unos 90 efectivos policiales de La Quiaca, Abrapampa y otros lados”, recuerda.

“Catorce días después comenzaron a haber brotes por toda la provincia, porque los policías no habían sido equipados con elementos de bioseguridad. El Gobernador terminó culpando a los policías de haberse cruzado a Villazón a buscar coca, pero semejante movilización de gente a una zona que estaba al borde como Bolivia fue una decisión de él”, denuncia.

Pero la decisión de renunciar la tomó al comprobar un manejo más que sospechoso de los funcionarios de Salud de Jujuy. “Yo era referente epidemiológico de una ciudad muy importante y trabajé como referente epidemiológico en la provincia desde que me recibí en 1995. Siempre los referentes somos quienes primeros en ser notificados de los casos, para poder preparar los bloqueos de casos, los ‘árboles epidemiológicos’ y comenzar a testear contactos estrechos, primarios y secundarios. Es la primera vez en 25 años que no se me comunicaban los casos, con lo que no podía hacer mi trabajo. Preferí entonces dar un paso al costado y que otra gente, más afín al Gobierno haga todo eso. Es muy difícil trabajar si te niegan información”, sentenció Barrera Ruiz. “Es la primera vez en 25 años que me pasa que no me comuniquen los casos”.

Su caso no parece ser el único. Y él mismo lo demuestra. “Lo mismo pasó hace poco en Libertador General San Martín, que hoy es zona roja con el sistema totalmente colapsado, el infectólogo Daniel Bravo fue echado del Comité de Emergencia porque filtró algunos datos que el Gobierno no quería que se filtren”.

En efecto, el 5 de agosto el doctor Bravo fue desplazado de su puesto en el COEM de esa localidad jujeño. Fue un día después de que cuestionara públicamente tanto la merma considerable de testeos como las demoras en obtener los resultados de los que se hacen. Y recordó que el departamento de Ledesma es “la zona que más casos está teniendo en la provincia”.

Barrera Ruiz agrega que en Jujuy hay “2.500 médicos, de los cuales 1.300 están trabajando para la salud pública. No sólo están faltando respiradores, están faltando médicos”. Y denuncia que “el personal de salud está agobiado y tenemos una de las tasas de contagios más alta de todo el país”.

Hace algunas semanas en Jujuy se implementó el sistema de “telemedicina”, para atender a distancia a todos los casos sospechosos de Covid-19. “Pero funciona muy mal”, afirma Barrera Ruiz. “Si uno cree que tiene síntomas de covid llama por teléfono, a un 0800 con líneas rotativas, pero a veces tiene que esperar horas y horas a ser atendido. Cuando atiende un operador te deriva a un médico que te hace las preguntas del caso y analiza si el caso es para internación. Pero ese médico en ese momento tiene el impedimento de no saber si en los hospitales hay camas para internar, con oxígeno disponible y todo”, sentencia el epidemiólogo.

¿El Gerardo Morales que cuestiona en muy duros términos el epidemiólogo Sergio Barrera Ruiz es el mismo Gerardo Morales al que Alberto Fernández acaba de elogiar como un opositor responsable y como alguien que está haciendo “muchos esfuerzos” para combatir e intentar controlar la pandemia? Parece que sí... (LID)

Publicidad
Publicite aqui
Publicite Aqui

Datos de Contacto:
Cel: 3874152946
E-mail: redaccion@copenoa.com.ar

Libros: Orden, Represión y Muerte

Orden, Represión y muerte

Diario de la criminalización de la protesta social en Salta - Marco Diaz Muñoz

Portada | General | Politica | Policial | D.D.H.H. | Cultura | País | América Latina | Mundo | Pueblos Originarios

Copyright 2001 - 2010 - Todos los derechos Reservados - copenoa.com.ar