Salta | | Estado del Tiempo
| Usuarios Acceso a Usuarios
| RSS Suscripción a RSS

Por contaminación y abandono de persona por parte del Estado provincial y nacional. Pobladores puneños toman Iglesia y establecimientos públicos

La medida la realizaron los habitantes de origen kolla del pueblo jujeño de Abra Pampa. Los pobladores denuncian contaminación y el abandono de persona de que son objeto por parte del Estado provincial y nacional.

La multisectorial conformada por vecinos autoconvocados decidió en asamblea tomar pacíficamente la plaza central de la ciudad y algunos establecimientos públicos : Municipalidad, Consejo Deliberante y oficinas de Acción Social , Agua de los Andes y Ejesa (Electricidad), Delegación de Educación , ANSES y oficina de Minería , etc. Como también la Parroquia y Templo de el pueblito de Abra Pampa, provincia de Jujuy.

“Estamos contaminados con el plomo del “ Metalhuasi”.Se nos mueren muchos bebés prematuramente y faltan medicamento e insumos en el hospital y puestos de salud. Nuestras viviendas o gran número de ellas son precarias e indignas de la condición humana”. Expresa un comunicado enviado a COPENOA.

Niños contaminados con plomo en su sangre por desechos de minera.

Desde hace 40 años la fundidora Metalhuasi acumulo desechos de plomo convertidos en un verdadero cerro contaminante en lo que hoy es el centro del pueblito de Abra Pampa enclavado en el corazón de la Puna jujeña a 4.000 metros sobre el nivel del mar y distante a 278 kms de San Salvador de Jujuy, la capital de esta provincia.

Profesionales del Centro de Investigación química aplicada, de la Universidad de la provincia de Jujuy, detecto porcentajes alarmantes de concentración de plomo en la sangre de una centena de niños que viven en barrios cercanos al cerro de plomo.

Las extracciones de sangre fueron realizadas a niños de 8 a 10 años por la Doctora Magíster en Bioquímica y Profesora de la Universidad Nacional de Jujuy, Maria Graciela Bovi Mitre, la que detecto plomo en la sangre de los pequeños en valores de 10 (ug/dl) hasta 22 (ug/dl), calificando de grave la situación por las altas concentraciones de plomo encontradas en la sangre de los niños que viven en Abra Pampa, habitada por unas 8 mil personas.

Los desechos acumulados de plomo son de 11 mil quinientas a 12 mil toneladas y el dueño de la fundidora Metalhuasi es el empresario Elías Amado.

Son 234 los niños contaminados con plomo en su sangre

El grupo de prensa alternativa El Chuño delegación Kolla, que cubre periodísticamente la zona de la puna jujeña informo a la Agencia de Noticias Copenoa que los casos de Plombemia en niños de Abra Pampa son 234. De los cuales el 38.7 % menor a 7ug/dl tiene plomo en el organismo tolerable. El 32.1% entre 7-10 ug/dl es el que tiene un nivel de plomo que esta a punto de superar el nivel alto del porcentaje anterior.

El grupo El Chuño no descarto que una de las empresas del Gobernador de Jujuy este involucrada en contaminar el medio ambiente como también la compañía minera Aguilar S.A., procesadora de boratos argentinos S.A, los Tilianes S.A., Sunshine Argentina S.A., Electroquímica el Carmen S.A, bórax Argentina S.A., y Luís Losi s.a. entre otros.

“El gobierno no controló en su debido momento el proceso de contaminación en Abra Pampa ¿Tiene diques de cola Minera el Aguilar? O se dedica a rellenar agujeros con tipo de rocas procesadas” denuncio finalmente a Copenoa el grupo El Chuño.

Las continuas protestas

“Ya pasaron más de 20 años que convivimos con este cerro de plomo y seguimos esperando que lo levanten” expresaron pobladores de Abra Pampa a la Agencia de Noticias Copenoa, agregando “Y nuestros hijos se siguen contaminando poco a poco y nosotros, poco a poco nos vamos muriendo. Es hora de que tomemos conciencia y de una vez por todas nos unamos como los dedos de nuestras manos y luchemos todos juntos para poder sacar esta escoria contaminante, lo más rápido posible de nuestro querido pueblo”.

El cura claretiano Jesús Olmedo se crucificó en un cerro de residuos tóxicos de plomo en Jujuy

La protesta en la que participaron comunidades originarias fue organizada durante el Vía Crucis que recorrió el pueblo puneño de Abra Pampa en la provincia de Jujuy. Donde un cerro de residuos de plomo contaminó la sangre de 234 niños.

Unas 1.500 personas caminaron por las calles del pueblito de Abra Pampa acompañando el Vía Crucis, organizado por los jóvenes de la Parroquia donde el sacerdote claretiano Jesús Olmedo es párroco.

“Queremos un pueblo sin contaminación, afuera la Metalhuasi”, gritaban los pobladores en alusión a la fabrica abandonada hace unos cuarenta años, cuando el Vía Crucis se acercaba al cerro de plomo, el que estaba resguardado por efectivos de la policía de la provincia de Jujuy, que habían alertado que por ordenes de un juez el Vía Crucis no podría ingresar al cerro de plomo.

La crucifixión en el monte de plomo

“Ingresaremos un grupo de personas para realizar la crucifixión en el cerro de plomo que es una vergüenza que todavía este contaminado a los niños y pobladores de Abra Pampa, con plomo en su sangre” explicaba el sacerdote Jesús Olmedo a los fieles que acompañaban el Vía Crucis. En esos momentos un importante grupo de pobladores portando carteles en contra de la contaminación y de la instalación de mineras comenzaron a subir entre los montículos de plomo, mientras los policías desbordados por los manifestantes no pudieron bloquear el ingreso al cerro contaminado.

“afuera el plomo, no queremos contaminación” gritaban un grupo niños que también participaban de la protesta cuando subían junto a sus padres al montículo contaminado.

El cura Olmedo quien fue crucificado al final del Vía Crucis en el monte de plomo, exigió a las autoridades de la provincia y la nación que erradicaran el cerro y la contaminación que este ocasiona en el pueblo, fundamentalmente en los niños de Abra Pampa, manifestación aprobada por los presentes que en gritos de protesta reclamaban por la erradicación de la Metalhuasi.

“no aceptaremos que estos residuos tóxicos los arrojen en otras comunidades originarias como lo tienen establecido las autoridades del gobierno de Jujuy” decía un poblador al equipo de la Agencia de Noticias Copenoa, que viajo para cubrir la singular la protesta.

“Dicen que los del norte somos callados pero, cuando nos joden los reventamos ! ” cantaban al ritmo de la música ancestral los manifestantes, en un desfile colorido de vestimenta típica junto a la infaltable Wilpala , Bandera de los pueblos originarios de la zona, que se enarbola para referenciar la existencia de un complemento cultural y a la vez explicitar directamente la ley de la hermandad de los miembros comuneros que junto a los vientos de los instrumentos tradicionales, dejaban traslucir la fuerza de los pueblos originarios de la puna, que se organizan en rechazo a las culturas foráneas que los someten, dominan y contaminan. Los efusivos gritos de expresiones de libertad dejaron en claro que presentaran lucha a todo nuevo intento de atropello a sus comunidades.

Publicidad
Publicite aqui
Publicite Aqui

Datos de Contacto:
Cel: 3874152946
E-mail: redaccion@copenoa.com.ar

Libros: Orden, Represión y Muerte

Orden, Represión y muerte

Diario de la criminalización de la protesta social en Salta - Marco Diaz Muñoz

Portada | General | Politica | Policial | D.D.H.H. | Cultura | País | América Latina | Mundo | Pueblos Originarios

Copyright 2001 - 2010 - Todos los derechos Reservados - copenoa.com.ar