Salta | | Estado del Tiempo
| Usuarios Acceso a Usuarios
| RSS Suscripción a RSS

¿Por qué falló en conseguir dólares la baja de retenciones al campo aplicada por Guzmán?

El campo liquidó poco más de U$S 1.700 millones en octubre, U$S 40 millones menos que en septiembre. La medida del Gobierno no logró su objetivo y el faltante de divisas se agrava.

3 de noviembre

La falta de dólares es un “problema estructural” de la Argentina había afirmado Cristina Kirchner en su carta de la semana pasada, pero Martín Guzmán hace más de un mes que está intentando calmar la crisis con medidas parciales. Una de sus principales apuestas había sido la baja de retenciones a las exportaciones a partir de octubre, sobretodo a las de la soja hasta en 5 puntos porcentuales. Un regalo a las grandes empresas agroexportadoras que dio pocos frutos, si bien la liquidación de dólares de las exportaciones fue levemente superior a la proyectada (antes del anuncio de la medida) quedó un 4% por debajo en relación a septiembre, totalizando U$U 1.710 millones según el informe presentado por CIARA (Cámara de la Industria Aceitera) este lunes.

Las arcas del Banco Central están en caída desde el año pasado, algunos especialistas afirman que el Gobierno se encontraría en el límite de reservas de billetes para seguir interviniendo en el mercado cambiario. Esto es consecuencia de los pagos de deuda externa, la fuga de capitales por parte de las grandes empresas y las importaciones. El plan de Martín Guzmán era hacerse dólares fomentando las exportaciones a partir de bajar las retenciones, pero no obtuvo los resultados esperados.

La comparación con octubre del 2019 es clara, la liquidación de divisas son de un 12% menos. En ese entonces se venía del salto en la cotización del dólar luego de la derrota de Juntos por el Cambio en las elecciones de agosto y las cerealeras no perdieron la oportunidad para obtener grandes ganancias. Son los dueños de los campos y su único interés es quedarse con la mayor cantidad de dólares posible.

De continuar la tendencia mostrada durante la cuarentena el 2020 cerraría con un retroceso de alrededor del 15% respecto a la liquidación del 2019. Quizás por eso el ministro de Economía anunció este lunes que continuarán emitiendo bonos hasta fin de año, una forma de ofrecer un negocio alternativo a los especuladores para bajar la presión sobre las cotizaciones paralelas como el “contado con liqui”. El costo para el Estado puede ser muy alto porque los bonos están atados al dólar o la inflación que se dispararían en caso de haber una devaluación. Los $ 27 que Guzmán logró hacer retroceder al dólar blue desde el pico de $195 podrían ser algo transitorio y en el camino haber agravado aún más la situación financiera de las cuentas públicas.

Entre agosto y septiembre la entrada de divisas por el comercio exterior disminuyó cerca de U$U 1.000 millones, siendo las exportaciones superiores a las importaciones por apenas U$U 584 millones. Se debe a una tendencia al alza de las importaciones cada vez más mayor porque las compras son realizadas al dólar oficial. Así como especulan con una devaluación reteniendo soja en las silobolsas, adelantan la entrada de productos que costarán más caro de subir el dólar. Además no dejaron de fugar capitales, hasta agosto llevaban casi U$U 2.400 millones de dólares fugados según el Banco Central. El “problema estructural” es una economía manejada por grandes corporaciones que imponen sus condiciones a cualquier costo.

El Gobierno oscila entre entregarles beneficios directos o endeudarse para patear el problema hacia adelante, mientras la pobreza ya supera el 40 %. Este miércoles se reunirá con el Consejo Agroindustrial Argentina (CAA) con el objetivo de acordar nuevas ventajas para el sector. Este camino sólo puede agravar la situación, generando nuevas crisis cambiarias o de deuda externa que hasta ahora terminan haciendo pagar a las grandes mayorías.

Para terminar con este ciclo son necesarias medidas de fondo, como el monopolio del comercio exterior que permitiría orientar los intercambios en función de las necesidades del conjunto de la población y no de un pequeño grupo de empresarios. También realizar un desconocimiento soberano de la deuda externa que tuvo como destino principal financiar la fuga de capitales, liberando a los trabajadores de esa carga para poner como prioridad la construcción de viviendas, el fortalecimiento del sistema de salud y la educación pública. (LID) Por Matías Hof
Fotomontaje / Martín Cossarini

Publicidad
Publicite aqui
Publicite Aqui

Datos de Contacto:
Cel: 3874152946
E-mail: redaccion@copenoa.com.ar

Libros: Orden, Represión y Muerte

Orden, Represión y muerte

Diario de la criminalización de la protesta social en Salta - Marco Diaz Muñoz

Portada | General | Politica | Policial | D.D.H.H. | Cultura | País | América Latina | Mundo | Pueblos Originarios

Copyright 2001 - 2010 - Todos los derechos Reservados - copenoa.com.ar