Salta | | Estado del Tiempo
| Usuarios Acceso a Usuarios
| RSS Suscripción a RSS

A pedido del FMI: el presupuesto del ajuste, un adelanto

Ayer el Gobierno ingresó en Diputados un adelanto del proyecto de Presupuesto 2019 que prevé un crecimiento del 2 %, una inflación (irreal) del 17 % y sin proyección del tipo de cambio por el régimen de libre flotación.

5 de julio| Guadalupe Bravo |

El proyecto de Presupuesto 2019 será la batalla política más importante de la agenda legislativa de la segunda mitad del año, y comenzará a tratarse formalmente en septiembre. Para abrir el debate desde el Gobierno ayer ingresaron por la Cámara Baja un adelanto.

Sin sorpresas y al igual que en años previos-como los presentados por Kicillof o Prat Gay- las previsiones económicas que se leen en el borrador confeccionado por Dujovne parecen salidas de un cuento fantástico: crecimiento de la economía del 2 %, inflación del 17 % y un tipo de cambio desconocido ya que el régimen es de libre flotación del dólar.

La aprobación del Presupuesto 2019 es clave para sostener el camino de recortes del gasto y reducción del déficit fiscal, calculado en $ 200.000 millones anuales. Estos son los lineamientos económicos que comenzó a aplicar el Gobierno, a un ritmo más acelerado, por el acuerdo con el FMI por $ 50.000 millones de dólares entregados en cuotas. Según lo pactado con el Fondo las metas fiscales a cumplir son: 2,7 % del PBI en 2018, 1,3 % en 2019, 0 % en 2020 y superávit de 0,5 % en 2021.

Las previsiones irreales de la economía bajo el monitoreo del Fondo

En el borrador enviado al Congreso por el Superministro Dujovne se proyecta que “en 2018 la economía crecerá alrededor de 1%, siempre contingente a la evolución de las turbulencias financieras internacionales. Sin embargo, a fin de ser conservadores a la hora de realizar las proyecciones fiscales para este año, se trabajó con un crecimiento de 0,4% a estos fines". Y confirma que se prevé una "desaceleración de la economía para el segundo trimestre, que se podría extender al tercero".

*Crecimiento: Aún bajo este escenario contractivo eleva la proyección de crecimiento para 2019 a 2%, principalmente impulsado por un “crecimiento de 10,7 % de las exportaciones, de 5,9% de la inversión y de 1% del consumo privado”. Desde el Gobierno han dejado trascender que hacia fin de este año la actividad económica podría repuntar, pero no son más que palabras cargadas de optimismo marketinero, sin sustento real.

Algunos datos actuales muestran los inicios de la recesión con fuertes caídas en el consumo que en el mes de abril marcaron un descenso de 2,1 % en las ventas de supermercados según el Indec. Ayer desde la Cámara Automotriz (ADEFA) confirmaron una estrepitosa caída del 13 % en la producción de ese sector que ya preocupa por los anuncios de suspensiones y algunos despidos.

Las contradicciones latentes del plan económico macrista, que sigue atado a los pedidos de los especuladores lo lleva a mantener tasas de interés por las nubes, que para las Lebac son del 47 %, garantizando un fuerte shock contractivo sobre la actividad, encareciendo el crédito hacia las pymes que ya han anunciado cortes en su cadena de pagos. Si sumamos el “efecto deva” que ha golpeado fuertemente a los salarios reales, no es posible determinar a ciencia cierta la magnitud de la recesión en curso y mucho menos su fecha de finalización.

*Inflación: Sobre la evolución de los precios el documento sostiene que la inflación descenderá a partir de 2019, mientras que para el trienio 2019-21 se proyecta una inflación de 17%, 13% y 9% respectivamente. La propia estimación que realiza el BCRA-REM- arrojó una inflación de 30 % para 2018.

También se confirma que "la política monetaria sigue plenamente focalizada en bajar la inflación". En este sentido, "el BCRA ha establecido nuevas metas de inflación realistas, en respuesta a los movimientos del tipo de cambio”. Es decir, se reitera la intención del Gobierno de imponer metas de inflación atrasadas que sólo buscan condicionar los ajustes paritarios, atacando los salarios de los trabajadores. Porque como ya se probó desde la implementación del target de inflación en 2017 y 2018 estas nunca se cumplieron. Además al calcular una inflación menor a la efectiva, los aumentos en las partidas presupuestarias pueden ser menores en términos reales, una maniobra ampliamente utilizada.

*Tipo de Cambio Flotante: El informe aclara que el tipo de cambio "se determina libremente en el mercado, con intervenciones ocasionales por parte de la autoridad monetaria, para suavizar cualquier comportamiento disruptivo." Esta frase de dólar libre no guarda relación alguna con la realidad actual. El viernes pasado la cotización del dólar se acercó a los $30 y durante todo el fin de semana los trascendidos aseguraban que desde el equipo económico pedirían una modificación en los términos del acuerdo con el FMI, para realizar mayores intervenciones en el MULC. A pesar de la pax cambiaria de los últimos días que sólo se explica por la expectativa puesta en la licitación de Letes en dólares en el día de hoy- que podrían suscribirse también con Lebacs- los especuladores no creen que el Gobierno logre avanzar en la reducción del déficit fiscal. Por eso buscan cubrirse de riesgo en activos seguros demandando dólares.

Corridas cambiarias imparables y crisis económica

En el documento presentado por Dujovne se volvió a enfatizar en los factores internos (sequías récord) y externos que alimentaron lo que ellos denominaron turbulencia cambiaria: "Hubo tres factores que complicaron nuestra economía: la más intensa sequía en años que condujo a una fuerte caída en la producción agrícola y en los ingresos por exportación, la suba del precio mundial del petróleo y, especialmente, una fuerte volatilidad en los mercados financieros internacionales impulsada por la suba de las tasas de interés en los Estados Unidos y la consecuente apreciación del dólar a nivel global".

El término “turbulencias” es utilizado adrede desde el Gobierno para suavizar la percepción de una crisis económica y política de magnitud que simplemente se les escurrió como agua de las manos, igual que los U$S 15.000 millones de reservas que entregaron en los últimos meses, y aún así no evitaron la devaluación del 60 % desde diciembre. La disparada del dólar se traslada a precios con una inflación elevada, por eso el gobierno tiene que reconocer un nuevo techo paritario como el 25 % a partir del acuerdo con el gremio de comercio.

Es en este contexto que el Gobierno justificó el pedido de asistencia financiera ante el FMI "para continuar con la corrección gradual de los desequilibrios heredados". El martes Dujovne había afirmado con un tinte extorsivo que si no hubiésemos ido al FMI el ajuste "hubiera sido salvaje".

Lo cierto, es que Cambiemos está garantizando las ganancias de los sectores más concentrados del capital internacional y de la banca porque el endeudamiento permite que continúe la fuga de dólares. Mientras que para los trabajadores recaen los costos de este saqueo. Es preciso no pagar la deuda generada por los especuladores. (LID)

Publicidad
Publicite aqui
Publicite Aqui

Datos de Contacto:
Cel: 3874152946
E-mail: redaccion@copenoa.com.ar

Libros: Orden, Represión y Muerte

Orden, Represión y muerte

Diario de la criminalización de la protesta social en Salta - Marco Diaz Muñoz

Portada | General | Politica | Policial | D.D.H.H. | Cultura | País | América Latina | Mundo | Pueblos Originarios

Copyright 2001 - 2010 - Todos los derechos Reservados - copenoa.com.ar